Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.


Juan 3:16

 

 

 

 

 

fam pastor

 

Pastor Michael Monge.

El Pastor Michael Monge, luego de finalizar sus estudios en el Seminario Bíblico Bautista y su formación ministerial en San Sebastián como líder de Jóvenes, inició junto a su esposa,Priscilla Cerdas de Monge, hace 6 años con el propósito de cumplir con la Gran Comisión que Jesucristo nos dejó “Id, y haced discípulos…” ambos son los representantes de nuestro compañerismo Bíblico Bautista en Aserrí. Su vida, su obra y su testimonio son la prueba de lo que Dios puede hacer con una persona entregada a Él. Iniciaron la iglesia en Aserrí siendo una misión de nuestro compañerismo y salió de ser misión el año 2013. Actualmente cuenta con 7 servidores tiempo completo.

Otra gran bendición es que Dios contestó sus oraciones por un hijo y, en el tiempo de Dios llegó

la preciosa Amy Priscilla Monge Cerdas a sus vidas.

Devocional del mes...

Sabemos y reconocemos la importancia que tiene la familia, no solo en la sociedad, sino en la vida de las personas y en los mismos planes de Dios, y es por eso que reconocemos la necesidad de fortalecer, restaurar, defender y mejorar las familias de nuestra iglesia. Es notable que Satanás, y todos los enemigos de Dios, tienen en su mira el destruir las familias, comenzando con los matrimonios, la relación padre e hijo y todo lo que gira alrededor de ella. Uno tras otro los ataques llegan y es por eso la necesidad de que cada familia, se decida a no quedarse estática mientras esto ocurre, sino a buscar las herramientas necesarias para fortalecerse, sabiendo que lo primero y más necesario, es hacer de Dios su fuente, su centro y su sostén (Salmo 127:1-2) Con valentía retamos a las familias a no ser parte de las estadísticas negativas de esta sociedad, sino que con coraje y con la ayuda del Dios Todopoderoso luchemos y demostremos, a este mundo, que la familia vale, que el matrimonio vale, que sí se puede guiar y criar a los hijos con amor y sujeción y que el plan de Dios es perfecto. Con valor vamos a luchar por la familia y por el plan de Dios. La victoria es nuestra.